Ya casi impuesta como una afirmación esta frase está lacrada socialmente.
Pero realmente es así? Cuantas veces se lo preguntaron?.
Muchas veces la duda surge cuando uno se pregunta ¿me mudo o reformo?. Aquí puede darse la posibilidad de comprar alguna propiedad antigua y darle una “lavada de cara” para poder habitarla o bien venderla o alquilarla.

Esta es una de las situaciones que nos plantean muchas veces las personas que se contactan con nosotros. La situación es compleja y hasta social pero trataremos de explicarles lo que pasa desde nuestro punto de vista.

Los operarios de obra, en la generalidad, aprenden de sus familiares o amigos que ellos a su vez aprendieron de la misma forma. Osea de generación en generación.

La consulta con el arquitecto es clave. Si estás enfermo no dudás en llamar al médico, si el auto se rompe no dudás en ir al mecánico, si tenés que hacer remodelaciones, realizar una vivienda nueva o comprar, en manos de quien la vas a dejar? Es muy común comenzar la obra por el camino más ¨corto¨, eligiendo algún constructor o albañil de la zona. Esta opción se encuentra muy difundida porque pareciera la variable más ventajosa y más “barata”.

Seguramente han oído hablar de las “familias tipo” pero que son? que significa?
El Arquitecto al utilizar este concepto engloba a varios tipos de familia tratando de establecer una solución para algo que en realidad no existe, pero que sí facilita a la hora de proyectar. Nuestro camino como estudio de Arquitectos es diferente, trabajamos con las “familias verdaderas”.

Mucha gente compra este tipo de viviendas y las recicla, no sólo para darle un mejor aspecto, sino tambien las refuncionalizanSi bien esta tipología cuenta con algunas ventajas, como las bandoleras que dan la posibilidad de ventilar las habitaciones durante todo el año sin tener que abrir las carpinterias de par en par, o la luminosidad que provienen a traves de sus patios, si no están cerrados, también tienen algunos temas a tener cuenta a la hora de la reforma.